FACE TO FACE vuelve a Buenos Aires el 9 de Julio en Uniclub. - Increiblemente MINERAL viene al pais y se presentarán el jueves 22 de agosto en GIER, junto a MOFA y otros créditos emocore locales. - VALLE DE MUÑECAS mete un triplete en Humboldt los ultimos jueves de junio, junto a ROSARIO BLÉFARI, NORMA Y MATAPLANTAS. - Noche a puro hardcore el 17 de mayo en Gier con la presentación de los californianos TERROR. - Los uruguayos HABLAN POR LA ESPALDA vuelven el sabado 15 de junio al Salón Pueyrredón, con su nuevo disco Afuera bajo el brazo. contacto
SLIPKNOT
29/09/2005 - Estadio Obras

Por: Martin Debaser - debaser@recis.com.ar

En el marco de su gira sudamericana, la banda desplegó un ritual de gritos e irascibilidad, mostraron avances de su tercer disco y dejaron algunos huesos rotos.


“Caldo de terror”


No era precisamente un desfile de Giordano con su clásico slogan: “Muevan las cabezas”. La galería, en mayor parte, de adolescentes headbangers se dio cita en el templo del rock, agotando la primera de dos funciones.


Jason tiene envidia. Al personaje de la saga “Martes 13” le fastidia ver la influencia que ha plasmado en ellos, tras las máscaras, inspiradas en él. Los pisotones del tecladista Shawn Crahan dejan huellas en los tambores y juega como un “tarzán maquiavélico”, sosteniéndose de la estructura.


Los dichos de Rob Halford (líder de Judas Priest) conmovieron al ámbito del heavy metal, cuando éste reconoció su homosexualidad, destrozando no sólo el mito de que suelen decir de que “el metal es para machos”. Entonces Corey Taylor besa a Shawn ante la sorpresiva y la atónita mirada de los presentes. Este octeto (una big band del Metal) es inquieto por defecto y hasta automáticos en el mecanismo de contornear sus cabezas: No se detienen nunca!


James Root (guitarrista) tiene guardado cuchillos bien afilados con riffs cortantes en formato de 6 cuerdas. Los BPM (Beats por minuto) aceleran hasta que la batería se convierte en un arsenal de bombas continuas, bajando apenas un poco los decibeles de alguna cancion.


Llega el instante del típico discurso de agradecimiento por parte del cantante (Corey Taylor), admitiendo estar enfermo y declarando su amor por el país, mientras el ritmo de “Argentina, Argentina” decoraba la escena. Él responde besando la bandera y colgándola como retrato sobre el bombo de Nathan Jordison.


El sector del campo queda literalmente sentado. Y Corey advierte: “Cuando digo: “Salta, salta”, ¿qué hacen?. La respuesta obvia y casi inmediata estalló en un pogo infernal y una excitación generalizada en “Spit it out”. Escupen más disgusto e inconformismo en “People = Shit” para hacer de la rabia su único amigo.


Luego de hora y media de sesión en traumatología: ¡Un cuello ortopédico, por favor!.