SAVES THE DAY llega por primera vez a estas pampas el 13 de abril en el Roxy de Palermo. - SUAREZ presenta su formación 2019 el 16 de Marzo en el Xirgu. - REAL FRIENDS llega al pais el próximo martes 26 de febrero en Uniclub. - Los JORDAN estarán haciendo su show reunión el sábado 9 de marzo en Groove. - Otros que debutan en Buenos Aires son los TAKING BACK SUNDAY, que se presentarán en el Roxy el 16 de marzo. contacto
MOTOSIERRA - COCHE FUNEBRE
27/11/2005 - Club del Arte

Por: Martin Debaser - debaser@recis.com.ar

La procesión se acobija y el sudor ya es frazada en esta agotadora noche dominical. La puntualidad no es el fuerte atractivo que marque una buena organización. La inscripción en el volante (19 hs. puntual) se desdibuja con el paso del tiempo y dos horas mas tarde comienza el espectáculo. 150 personas colman el lugar, mientras el público busca espacio y aire para respirar. La sensación térmica es insoportable.


La primera banda encargada de abrir este concierto denominado “Freak fest” son los Lotus. Se necesita un cambio de engranaje y para preparar los motores se abre paso COCHE FUNEBRE, un cuarteto que practica una suerte de punk old school con tintes hardcore-death.
En este tipo de bandas under la sorpresa del final surte el efecto deseado. Qué mejor que deleitar a los presentes con un cover clásico y agitador: la guitarra susurra las tres simples notas de “I wanna be your dog” de Iggy and The Stooges, una de las canciones más versionadas de la historia del punk.


Los uruguayos de MOTOSIERRA arriban al escenario empapados de alcohol y adrenalina. Su vocalista Marcos es irremediablemente inquieto, maniobra como artista cirquero entre sus vómitos estimulantes de Rock N’ Roll. “Violator” de su ultimo álbum “XXX” (Rastrillo Records, 2003) no sugiere a incinerarse en ese pequeño pogo devastador. Es verdaderamente una invitación gratuita y la conexión intravenérea con el grupo. Devotos de los noruegos Turbonegro (su primordial referencia y una de las bandas mas influyentes en el genero rock n roll killer punk de los 80’s) los cuatro patean con vehemencia la actitud rockstar. El corte de pelo de su cantante, símil Iggy Pop en la época de “Raw power” junto a los Stooges, se trastoca con imágenes que bien podríamos ubicarlas en un escenario imaginario, retrotrayéndonos a la ciudad norteamericana de Detroit en los años 70’. Un desparramo de sexualidad explícita (imitando movimientos de felatio, manoseándose una y mil veces), escalando los bafles, haciéndonos reiterados “fuck you” por doquier, es evidente que no le importa nada. Algunos caen arriba de ellos. El bombo de la batería sangra por los golpes y los dedos (casi mecánicos) se pierden por la velocidad que adiestran al bajo y la guitarra. Una especie de juego masoquista propone Marcos. Con sus jeans bien sueltos y mostrando su cola, se palmetea y alienta a la audiencia a sumarse.


La calma después de la tormenta. Apenas casi una hora de show que alcanza, pero no sobra. La noche nos desenchufa y aun palpitan resabios de electroshock.



Mail del fotografo: rafael@recis.com.ar