El domingo la leyenda thrash metal SLAYER se despide del público argentino en el Luna Park - THE OFFSPRING y BAD RELIGION desafían la Macrisis y hacen un show a duo en el LUNA PARK el viernes 25 de Octubre - El sábado 12 de octubre los inoxidables IRON MAIDEN volverán a Velez - El show de BLACK FLAG finalmente fue reprogramado para el sábado 7 de Marzo de 2020 - THE HELLACOPTERS llegará al Teatro Flores el viernes 13 de Marzo de 2020 contacto
EL OJO DE SANCHEZ-NIKITA NIPONE
22/10/2006 - Hotel Bauen

Por: Julieta Berardo - julieta@recis.com.ar

Yenny fue la primera en llegar y la última en irse. Yenny es la parte superior de un maniquí algo kitsch que está presente en todos los shows de El Ojo De Sánchez. Daba la sensación de que algo quería decir, no se sabe si positivo o se quería ir a la mierda y su costado masoquista se lo impedía, porque que no se movió de su lugar en lo alto del escenario observándolo todo con su mirada perdida hasta que terminaran ambos sets.

Los recitales fue filmados completamente por un grupo de estudiantes de no se qué facultad que harán con estas filmaciones un video sobre el under (Chicas: si leen esto contáctense conmigo, por favor… estaría bueno ver qué resulta de esa experiencia).

Cualquier incomodidad sufrida por la demora se vio aplacada cuando a las once y cuarto salió al escenario del Bauen, NIKITA NIPONE. Los había visto en Cemento junto a Sancamaleon, pero la verdad que debido al transcurso de dos años y medio no recordaba qué hacían. Ni siquiera ahora resulta fácil decir qué es lo que hacen… tampoco parece importarles definirlo. Lo que queda claro es que Lucio de Caro (el cantante) vocaliza en una especie de trance en el que deja fluir lo que lleva adentro. En este viaje lo acompañan Paz Villahoz en teclados y coros, Pablo Valle en el bajo, Distinto Stuart en guitarra y Nicolás Mirelman en batería.

Ya desde un principio, por el aspecto físico, se podía entrever lo heteróclito de su propuesta: una tecladista con glamour (¡Con plumas y todo!), un guitarrista y bajista con aires setentosos y un cantante tirando a hippie. Todo enmarcado con letras irónicas y miradas sacadas por parte del cantante que “comía” a los espectadores con ellas.

Abrieron con “Jujuy” casi en penumbras, con la acústica y silbidos. Siguió “Robot”, que refería a la sociedad robotizadora y “Me duele todo” fue dedicada a los que sufren, al dolor. Se destacaron “Ester” y el hit (como Lucio lo llamó y la gente pidió repetir) “Water” que mostraron el lado irónico y humorístico de la banda. La potencia no estuvo ausente en temas como “Loco” y con “vamos a bajar un cambio” anunciaron “El Santiagueño”.

“El Pirata” y “Una Oración” serán parte del próximo disco de Nikita programado para salir el año que viene que dejó en claro que la banda se encuentra bien viva. El único invitado fue Pablo Hoppenberg en un violín agujereado poco convencional en “Carne Humana” que estuvo acompañada de bailes de Lucio en el piso del público y coros de la gente. Se despidieron anunciado su próxima fecha en capital que será el 23 de noviembre en La Cigale como un “show semiacústico pero también vamos a hacer bardo”. El último tema fue “Distorsión” y las últimas palabras fueron “hagamos el amor… en el balcón”.

Con música de fondo (Cienfuegos más exactamente) los chicos de EL OJO DE SANCHEZ armaron todo rápidamente. Al igual que la banda anterior, está conformada por cinco integrantes entre los que cuentan: Felipe Guntern en voz y guitarras, Claudio Menne en teclado y coros (ambos comparten el frente), Alvaro Cordero en bajo, Pablo Fioravanti en guitarra y coros y Pablo Castiglia en batería. A los que fueron a alguna fiesta Lima Limón la banda les será totalmente familiar.

Abrieron sin dar vueltas con “Podés” que estará en su próximo disco, llamado así también, cuya producción artística estuvo a cargo de Pichu de Cabezones. Anunciada como una canción más fuerte, más dark, sonó “Ahorcado” del disco anterior, “Algo acido”; y se mantuvieron en esa oscilación de temas fuertes y otros no tanto durante todo el show. Dos temas pegados provenientes de “El Ojo De Sanchez”, “Frasco” y “Mi Nectar”, fueron anunciados como “Binomio Adolescente En Dos Actos” y el binomio sonó realmente bien. Otro tema del nuevo disco llamado “Me fui” dio paso a algo que realmente me sorprendió. Una versión alocada y potente de “Demoliendo hoteles”; pero lo más loco era que a pesar de que era la primera vez que lo hacían, sonó como si fuera un habitué de la banda.

Felipe, el cantante, bromeó acerca de que nos estábamos perdiendo “Fútbol de primera”… “Semana de mierda… yo les digo los resultados” y empezó a tirar un par de partidos hasta que sonó “Afuera”. El último tema fue “Serpiente” y luego preguntó al público si nos había gustado (lindo gesto poco habitual) obteniendo un “Sí” digno del colegio. Alrededor de la una de la mañana terminó todo y empezó a sonar el Unplugged de Charly en ese sótano del Bauen, submundo del mundo que es “el arriba”.

El lunes pasado varios (incluida Yenny) estuvimos dormidos todo el día pero no creo que alguien se haya arrepentido de quedarse hasta el final. Esperamos con ansias que “Podés” y el disco de Nikita estén en las calles próximamente.

Tanto Nikita Nipone como El Ojo de Sanchez son buenas opciones para los que están cansados de escuchar siempre lo mismo entre las bandas under. Como estas hay varias bandas más, sólo hay que revolver entre los antros porteños… por ejemplo un domingo a las doce de la noche.

Fotos: Julieta Berardo



Mail del fotografo: julieta@recis.com.ar