SAVES THE DAY llega por primera vez a estas pampas el 13 de abril en el Roxy de Palermo. - SUAREZ presenta su formación 2019 el 16 de Marzo en el Xirgu. - REAL FRIENDS llega al pais el próximo martes 26 de febrero en Uniclub. - Los JORDAN estarán haciendo su show reunión el sábado 9 de marzo en Groove. - Otros que debutan en Buenos Aires son los TAKING BACK SUNDAY, que se presentarán en el Roxy el 16 de marzo. contacto
3° FESTIVAL CONTRA LA DISCRIMINACION Y LA VIOLENCIA
08/09/2007 - Costanera

Por: Norman Flores - norman@recis.com.ar

El III Festival Contra la Discriminación y la Violencia demostró una vez más que no hace falta un enorme pilón de billetes para crear un ambiente musical festivo, gratuito multitudinario y, más que nada, Solidario. La buena predisposición de organizadores, músicos y espectadores hicieron que el Sábado 8 de Septiembre no fuera un día más para ninguno de ellos.

Gracias al compromiso de diez bandas (Shaila, Sudarshana, Buzzer, Jordan, Hyntu, Rodia, Despierta Tu Mente, Euforia, Esencia y Inadaptadoss), al Movimiento Under y las organizaciones no-lucrativas Generación NV, Cóncavos y Convexos, FHEMA y Club A&Z, se pudieron llevar a cabo muchos sueños. Desde el sueño banal de poder ver gratis a sus bandas preferidas juntas en un escenario, hasta los más utópicos que siguen existiendo en el sistema que hoy nos gobierna: crear un ambiente de respeto y solidaridad en un grupo humano bastante considerable y, el más importante, lograr que muchos chicos no se queden sin su plato de comida. Más de una tonelada de alimentos (requisito indispensable pero no obligatorio para asistir al festival) dieron a entender que no está todo tan perdido como parece.

Se logró que el Anfiteatro de Costanera Sur sea una isla en el medio de tanto desierto (cualquier semejanza paradójica entre este dicho y la ubicación geográfica del Anfiteatro en Puerto Madero, queda librada a su cuenta). Cientos y cientos de jóvenes disfrutaron de un Sábado distinto. A pesar de la amenaza de la lluvia muy temprano por la mañana y por las nubes en el transcurso de la tarde, los skates siguieron andando con la mejor banda de sonido atrás de ellos. Claro, banda de sonido que cambiaba cada media hora.

Desde el mediodía la Costanera Sur se convirtió en un lugar donde la heterogeneidad prevaleció un poco. Folklore y bailes árabes en una zona, partidos de fútbol en otras, y el escenario del Anfiteatro empezaba a ser uno de los tantos protagonistas del día. Las primeras bandas (INADAPTADOSS, ESENCIA, EUFORIA y DESPIERTA TU MENTE) fueron las encargadas de recibir a esos jóvenes con o sin resaca de la noche anterior, provenientes de zona sur, oeste, norte y capital. Muchos compraban las rifas y revistas que servían para solventar algunos gastos organizativos (no está de más decir, que el festival fue totalmente autogestionado por los músicos, el Movimiento Under y organizaciones ya mencionadas). Comían, tomaban y se sentaban en las gradas o en el “campo” para disfrutar de la música.Música que a pesar de algún que otro bajo que sonó mal, logró traslucir la potencia que tenían estas bandas.

Cada vez que una banda terminaba su set, subía integrantes del movimiento para presentar a la próxima, pero más que nada para contar, explicar los objetivos y distintas actividades que se llevan a cabo en el movimiento y agrupaciones. Entre sus actividades sociales y culturales, explicadas a su vez por los medios gráficos que contaban, se encuentran las relacionadas a la ecología, a la discriminación por el VIH. y a obras teatrales. A su vez, en los stands de las agrupaciones, el que quería se podía interiorizar más en los trabajos y propuestas llevadas a cabo por el movimiento (además de los stands de las producciones independientes)

Los chicos de RODIA e HYNTU pudieron disfrutar de un público un poco mas activo, ya que la tarde iba cayendo y los platos fuertes de la noche se iban acercando. De la mano de JORDAN los saltos y el coro de las letras empezaron a decir presente también. Será la voz del cantante, será la tonalidad de las guitarras, la potencia transmitida o la muy buena onda del público, pero sin lugar a dudas fue una de las mejores bandas del día. Hacía mucho tiempo que tenía ganas de verlos en vivo, tuve la posibilidad gracias a esta fecha, y me sentí más que satisfecho.

La tarde-noche se iba calentando, las nubes seguían amenazantes y todos querían rockear. Y gracias a los BUZZER lograron hacerlo. A pesar, de algún que otro grito envuelto en cuestiones etílicas, supieron como llevar el comienzo de la nochecita con un “el de dos minutos viene después” . Temas ya conocidos y escuchados, temas del CD nuevo (año pasado) que nunca compré y tampoco escuché, temas que realmente me dijeron: es hora de comprar Subterraneos. Temas que me siguen demostrando por qué a pesar del cambio musical que mis oídos tuvieron en estos años, ellos siguen teniendo su lugarcito. Ah, claro, me olvidé de aclarar. Subterraneos, no lo compre por qué los stands ya se estaban levantando.

La noche y el gran festival estaban por llegar a la cumbre más alta. Ya la flor de loto en la bandera se podía ver desde un rato antes, ya la flor de loto nos decía que este día tenía que cerrarse de una manera muy especial. Así sucedió. Los primeros en cerrar tan revolucionaría tarde (sí, revolucionaria porque se espera que en mas de uno haya movido y despertado mas de un cimiento que tenía escondido, reprimido) fueron los hermosos de SUDARSHANA (sí, hermosos porque generan mas de una sensación en los corazones de muchos). Con los puños en alto, lo mas alto posible, quebrando todos los Remolinos de Dolor, o para comprobar lo dicho anteriormente, junto a Joaquín Guillén produciendo en cada uno de nosotros una rebelión del corazón. La energía de todo el sábado, la energía de todos los presentes estaba ahí, puesta en la voz de Ariel. Estaba en cada palabra que decía, de la misma forma que estaba en cada palabra que decían al respecto del festival todas las bandas que habían pasado anteriormente. Pero esta vez era más fuerte, sonaba más fuerte. Realmente escuchándolo alcanzaba para gritar: ¡LA PUTA MADRE!.
Pero… ese grito jamás apareció. Lo que sí apareció fue el sorteo de las rifas, donde se entregaban cuatro premios (que tampoco está de más decir que tanto el primero como los otros tres premios eran increíblemente apetecibles para los oídos de cada uno, además de las ganas de llevar la remera de alguna banda, o de tener algún número del fanzine), los cuales traían un combo muy adecuado a la circunstancia.
Entran todos, suben todos al escenario, las ¿fotos de rigor?. ¡No!. Las fotos del recuerdo, las fotos del retrato para recordar un día más que rompe todo lo que nos consume.
Llega Joaquín, Pablo, etc. Llega el final más largo y no esperado del día. Pero antes que lleguen y antes del sorteo mencionado, Ariel y sus secuaces se refieren a la banda que les seguía. Se refiere al éxito que están teniendo y al verdadero y justo reconocimiento.
Ahora sí, el sorteo, donde también los organizadores les agradecen por haber puesto la plata para las luces, para el sonido (luces que no desencajaron, sonido que estuvo acorde a la circunstancia).

Ahora si las fotos con todos los músicos en el escenario. Ahora sí se bajan, y ahora sí SHAILA en el escenario, haciendo lo que vienen haciendo hace tantos años. Eso que hizo que estén número uno en un ranking en el canal más capitalista de los videos (claro, con esto se espera que todos los consumidores de ese canal, Entiendan de que se trata la banda, sus temas). Temas de Camino A Idilia, temas de Mañanas, temas más viejos, como “¡¿Viva América?!” o “Yo” (la puta madre, ¡qué recuerdos!). De la misma forma que lo hicieron en el Primer Festival, dijeron presente. De la misma forma que produjeron en aquella chica que subió a demostrar que el cambio lo produce uno mismo, y que ella también era una más que iba a verlos a sus recitales esperando que algo adentro se le despierte. La gente aplaudiendo, sintiendo como los empujaban a Ser, a Elegir.

Las remeras de Shaila saltaban junto a sus dueños (en su mayoría dueñas), saltaban para no quedar bajo el agua. El festival se agitaba, la noche se terminaba y la gente seguía agitada. Todos, pero Todos.
Las bandas que tocaron producen esa energía de romper cualquier barrera, de pararse y pelear por uno y por todos. Eso produjeron todas las bandas del festival, eso es una de las tantas cosas que se espera que haya producido el festival en sí.
Hubo mosh, hubo pogo, hubo covers (el de “99 Red Balloons” por Sudarshana fue demasiado increíble), hubo buena onda y hubo paz. Hubo alegría y ganas de pelear contra lo que nos imponen. Hubo una tonelada de alimentos para el comedor “Los Niños Primero” , hubo solidaridad. Hubo música. ¿Qué más se pueda pedir?

¡Ah, sí! Se puede pedir que todos seamos partes de mas festivales así, más actos así, que todos hagamos, que todos peleemos. Se puede pedir que nadie baje los brazos, y que entre todos nos ayudemos, nos mantengamos en pie. Un sábado que va a quedar en el recuerdo de muchos, un festival que marca un antes y un después, como las anteriores dos ediciones del mismo (en realidad tres, ya que la segunda estuvo dividida en dos partes).

Un sábado donde la energía fue positiva, extremadamente positiva y solidaria.

Fotos: Gimena Herrera



Mail del fotografo: gimena@recis.com.ar