Con LINKIN PARK, SLAYER, HATEBREED y varios más, el MAXIMUS 2017 ya definió horarios para el festival del 6 de mayo. - SILVERSTEIN volverá a Buenos Aires el 31 de Mayo en Uniclub, junto a THE WORLD ALIVE y FOR THE FALLEN DREAM - TIGER ARMY estará tocando por primera vez en el país el próximo 30 de abril en M.O.D de San Telmo. - FACE TO FACE e IGNITE encabezarán el WE ARE ONE TOUR 2017 que llegará a Uniclub el 10 de Octubre. - RISE AGAINST vuelve por tercera vez al pais y se presenta el domingo 7 de Mayo en el Teatro Flores. contacto
BOOM BOOM KID
24/10/2015 - Groove

Por: Fernando Stefanelli - fernando@recis.com.ar

Se venían las elecciones presidenciales y como previa a la habitual veda había varias opciones en lo que a recitales se refiere. La despedida de Boom Boom Kid ante la inminencia de su gira japonesa era una de las más atractivas, así que allá fuimos desafiando el día fresco y gris de esta extraña primavera que estamos teniendo.

Luego de un ingreso si problemas, lo primero que llamaba la atención era lo surtida y más que accesible feria: remeras a $80 (!) y CDs a $25 (!!!), son dos ejemplos más que claros de lo particular que es el artista en cuestión para hacer las cosas. Para más datos, las anticipadas estaban $80, lo cual también es agradablemente sorprendente. Remera y libro en mano, se venía una espera un tanto extensa y también con el toque personal del sr Rodríguez.

Con la pantalla encendida primero hubo una media hora larga de videos musicales difíciles de calificar, pero lo más extraño y por cierto simpático, fue la proyección de la película The Rocky Horror Show (1975) en sus 100 minutos completos (!). A aquellos que les gusten los musicales medio bizarros les habrá encantado, a otros no tanto, pero valió el intento de hacer algo distinto.

Finalmente llegó la hora del show, más o menos a las 21 hs y, con la sala llena, durante hora y media pasaron fácil treinta canciones (si no es qué más), abarcando los numerosos discos de BB Kid, más varias canciones de Fun People: “I do”, “She Runaway”, “Tomar Helado”, “Easy To Come”, “Anabelle” y por ejemplo duplas imbatibles (y momentos más altos del show) como “Bad Influence” y “Brick by Brick” fueron algunas de las que se destacaron.

El desarrollo del show fue lo que se podía esperar en un lugar como Groove, es decir, pogo, mosh, slam y un largo etcétera... pero no así chicos invadiendo y/o tirándose del escenario como si podríamos ver en locales como puede ser Niceto. Poco importó, a esta altura del partido la entrega del público es incondicional y es altamente improbable que alguien se haya quedado disconforme en este sentido. Digamos, no se necesitan más pruebas después de ver a los mismos chicos pasar por sobre la valla, volver aplaudiendo y cantando con una sonrisa de oreja a oreja y repetir la misma secuencia cuasi en loop infinito.

Musical y escénicamente hablando, cabe el mismo concepto: este cronista no los veía hace un par de años (de hecho no sabía que Javier, el ex guitarrista de la banda de Rosario Bléfari, se hacía cargo de las seis cuerdas) y sin temor a equivocarse puede afirmar que fue de las mejores en cuanto a cómo sonaron (el training de tocar tanto y los años de ruta deberían explicarlo). Después, claro, Nekro se salta, se contorsiona, se cambia los anteojos, los tira al público, se cuelga una guitarra, se come la lista de temas (!), se tira a la gente (esta vez no recuerdo haber visto a la tabla de surf, aunque andaba a un costado del escenario), y finalmente les tira espuma de carnaval, con la que también llena su boca y la termina escupiendo para poder seguir cantando(!).

Y eso fue todo, nada más ni nada menos que lo que se puede esperar de un buen show de Boom Boom Kid, que siendo las 23 y monedas llegó a su fin. A la vuelta de Japón seguramente habrá revancha.

Más fotos:

Boom Boom Kid @ Groove