Para los fanáticos del ska punk, vuelven los WDK, que festejan sus 20 años este sábado 10 de noviembre en Groove. - JAIME SIN TIERRA nuevamente toca en Buenos Aires, pero esta vez en el Teatro Vorterix. La cita es el miercoles 12 de diciembre y las entradas ya están a la venta. - AT THE DRIVE in llega por primera vez al pais el próximo martes 13 de noviembre, en Flores. - MORRISSEY vuelve a Buenos Aires para tocar en el Movistar Arena el 7 de diciembre. - Los californianos THEE OH SEES vienen a Buenos Aires el viernes 23 de noviembre. El show es en el teatro Xirgu. contacto

CONSCIENCIA


Miguel Cantilo
2007
Por: Matías Recis
Nada frena la fuerza que hay dentro de su ser
En esta placa, El legendario músico del Rock Nacional, enfatiza sobre letras cargadas de denuncias e ideales inquebrantables.


Consciencia es un trabajo que se perfila con una mirada propia en la obra de Miguel Cantilo, donde la crítica aguda sobre lo socio-político es tomado como un elemento primario e inmune al paso del tiempo.
Paralelamente, a cuesta de su inconfundible melodía y timbre de voz, propone a lo largo de 12 composiciones, una gran variedad rítmica.
Así engloba géneros como la canción (“Será, será”), el flamenco (“Desigual”), el rock ´n roll (“Loco tren”), la zamba (“Zamba del camino”) y la música latinoamericana (“Sudamérica viene”), entre otros. Para eso cuenta con artistas de primer nivel como Daniel Buira, Juan Falú, Alejandro Medina, Juan Rodríguez y Kubero Díaz. En esta producción también participan dos de sus hijos: Sufián y Anael Cantilo (los cuales intervienen en la producción, interpretación y arreglo de los temas).

El disco contiene un fragmento del libro “Somos la gente que estábamos esperando”, de Miguel Grinberg, que Cantilo utiliza para explicar la idea de “Consciencia”: “no debe confundirse conciencia, facultad ética de distinguir el bien del mal, con consciencia, estado de vigilia que permite una clara percepción de todos los actos. Por consiguiente, el estado de consciencia amalgama la totalidad de los pensamientos, sentimientos e impresiones del ser humano: es nuestro recurso primordial para darnos cuenta de nuestra potencialidad generativa y nuestra responsabilidad planetaria. Y para proceder de modo integral”.

El concepto de Grinberg se aplica de un modo cabal en “La política”, posiblemente el tema más destacable del disco. Aquí el compositor se refiere a esta actividad como a una “diosa mística” cuyos encantos hace que los hombres caigan a sus pies, aunque no por el poder del amor, sino por el amor al poder.
El tema compagina versos exquisitos a nivel ideológico que llegan a un inconmovible nihilismo: “si pienso que mi vida depende de esa mujer la tengo bien jodida, no se si me hago entender. Prefiero usar mi ocio de forma más creativa que para el gran negocio de todos sus ortivas”.

Este compromiso y descreimiento partidario también aflora en otro de los puntos altos de la placa: “Consciencia”. El tema que da nombre al disco reivindica la fortaleza de la razón y la consciencia, las cuales ve como “mucho más amplias que las redes de Internet y más confiables que la globalización”. Al mismo tiempo, Cantilo afirma que “no va a ser un político quien nos saque de donde la política nos metió”.
Sin dejar cuestión social por abordar, en “El acaparador” apunta contra el poder y su relación directa al desastre natural.