Para los fanáticos del ska punk, vuelven los WDK, que festejan sus 20 años este sábado 10 de noviembre en Groove. - JAIME SIN TIERRA nuevamente toca en Buenos Aires, pero esta vez en el Teatro Vorterix. La cita es el miercoles 12 de diciembre y las entradas ya están a la venta. - AT THE DRIVE in llega por primera vez al pais el próximo martes 13 de noviembre, en Flores. - MORRISSEY vuelve a Buenos Aires para tocar en el Movistar Arena el 7 de diciembre. - Los californianos THEE OH SEES vienen a Buenos Aires el viernes 23 de noviembre. El show es en el teatro Xirgu. contacto
La Triple Nelson: Presentan La Sed en Buenos Aires y La Plata

''La gente va a poder escuchar a la banda de la misma forma que la escuchan acá los uruguayos hace muchos años''

Por: Norman Flores - norman@recis.com.ar

Los uruguayos La Triple Nelson vuelven una vez más a este lado del río, pero en esta oportunidad para encabezar dos shows presentación de su más reciente disco, La Sed. Antes de que toquen en La Trastienda y el Centro Cultural Los Lobos de La Plata, Christian Cary (guitarra y voz) se tomó un buen rato para respondernos algunas preguntas.

Recis!: Para una banda que cumple 20 años pasaron por muy pocos cambios en la formación, y los únicos cambios que hubieron, fueron en la batería, ¿A qué creen que se debe?, ¿Hay alguna explicación o simplemente se fue dando así?

Christian: Bueno, a lo largo de estos 20 años hemos cambiado 4 veces de baterista. El primer baterista fue Ruben Ottonello, que estuvo 5 años en la banda. Después Mape Bossio otros 5 años. Luego vino Guile Vila, que estuvo un año y hasta ahora, o sea hace unos 9 años, o un poquito más, se incorporó Rafael Ugo… y esperamos no tener que cambiar nunca más de integrantes (risas). Porque eso trae mucho trabajo, ensayar de vuelta todo e ir afianzando de nuevo la banda. A esta altura, hoy día estamos recontra afianzados con Rafa. Grabamos unos cuantos discos con él, y eso hizo que se afiance mucho más todo. Pero bueno, no sé bien a qué se debe solo haber cambiado de baterista… yo creo que porque es un trío, y si ya hubiéramos tenido que cambiar al bajista o a mí, habría sido diferente la cosa. Yo creo que se hubiese disuelto la banda. Por suerte con Paco (Fernando Pintos, bajista) nos conocemos hace un montón de años y nunca tuvimos ningún tipo de problema. Es más, somos como hermanos, más allá de lo musical. Así que esa puede ser una de las razones por las cuales solo cambiamos de baterista. Lo que si hicimos últimamente es incorporar un tecladista, que se llama Manuel Contrera.

Recis!: En todos estos años lograron crear un estilo, más allá de ciertas variaciones musicales. Muchas bandas nuevas se referencian en ustedes, ¿sienten cierta responsabilidad al respecto?

Christian: Si, bueno, eso es lo que pasa con muchas bandas. A lo largo de los años se va generando como un estilo, y se va afianzando disco a disco. Eso si nos pasa, y sabemos que hay bandas nuevas que lo toman como referencia. Está bueno, pero no sé si sería una responsabilidad, porque la responsabilidad nuestra está más en la parte de grabar los discos de buena manera, de tocar y hacer buenos shows, de siempre ir creciendo y tener metas para adelante. Nos tomamos siempre de manera responsable todas las cosas que hacemos, más allá de que nos divertimos mucho haciéndolo. Lo tomamos de manera seria y responsable cada vez que empezamos a grabar un disco o a pensar en un show grande, digamos. Así que la responsabilidad más que nada es con nosotros.

Recis!: En sus inicios ganaron un concurso de bandas. ¿Cómo ven los actuales concursos, los que hacen marcas en redes o en medios? ¿Encuentran alguna diferencia? ¿Hoy en día les dirían a las bandas que se anoten?

Christian: Ganamos un concurso a los dos años de banda, Pro Bandas 2000 se llamaba. Con eso compramos instrumentos: en el caso del baterista se compró cosas para la batería y con Paco juntamos nuestra plata y compramos parlantes, consola, jirafas, micrófonos, cables… y salimos a tocar con eso. Entonces, ganar el concurso para nosotros… más allá del haber ganado en sí, que fue muy bueno porque había muchas bandas y todo lo que eso conllevó, fue poder equiparnos con ese dinero para después salir a tocar por todos lados teniendo nuestro propio equipamiento. Eso hizo que podamos tocar básicamente en cualquier lugar, siempre hablando de los lugares chicos, con nuestras cosas, sin tener que alquilar, sin tener que gastar plata para eso. Que es una de las cosas que se le dificulta bastante a las bandas nuevas cuando arrancan, el salir a tocar y los gastos que eso conlleva.

Respecto a los concursos de hoy, yo creo que está bien, está bueno que se presenten a los concursos, siempre y cuando sepan los riesgos que corren: que son que no siempre se gana en un concurso, que se puede perder y que hay que bancársela. Hay que pensar los concursos como una pantalla, donde uno lo que hace es mostrarse ante un montón de gente, que quizás remándola uno solo es bastante más difícil. A su vez, la diferencia que veo con los concursos que había antes… el nuestro fue en el año 2000, así que no había redes sociales, y eso cambió totalmente la forma de difundirse de las bandas. Antes se pegaba afiches para tocar, ahora salvo que sea un show muy muy grande, ya no se hace, toda la difusión es por redes sociales. En ese aspecto ha cambiado bastante la difusión de las bandas, y bueno, antes estar en un concurso era que te viera todo el mundo… hoy como hay tanta exposición en las redes, quizás manejando mejor las redes sociales podés llegar a más cantidad de gente.

Recis!: A partir de Caos Natural (2010) y de La Sed (2015) se nota un cambio en lo musical, un canto distinto, la canción en otro plano y con menos yeites bluseros. ¿Fue una búsqueda consensuada o fue algo que se fue dando con el asentamiento de la banda?

Christian: Si, a partir de 2010, con Caos Natural, que ya lo grabamos con Rafa, empezó a haber un cambio en la banda en todo sentido. Pero creo que va más por el lado de la maduración de los integrantes. Uno va a aprendiendo en el camino las cosas buenas y las otras… las que hay que hacer y repetir, y las que no hay que hacer y tampoco repetir (risas). En todo sentido, desde tocar hasta grabar un disco… cómo grabar un disco. Uno aprende a hacer canciones… nosotros no sabíamos cómo hacer canciones. Aprendimos en el transcurso de la banda, que hoy tiene veinte años pero arrancó con cero, como todas. En esos comienzos, lo que hacíamos era tocar lo que sabíamos. Yo básicamente siempre fui muy blusero, entonces toda mi influencia está en esos primeros discos, donde hay muchas más guitarras, donde hay un canto diferente.

Con el transcurso de los años uno va aprendiendo cosas y una de las que aprendí o cambié fue mi forma de cantar. Y está bien a lo que apunta la pregunta, porque fue en el Caos Natural que yo grabé la “Canción para Abrazarte”, que es para una de mis hijas, y yo marco ese momento como en el que yo cambié la forma de cantar y la forma de decir. Empecé a decir las cosas desde un lado… (piensa) como lo más sincero que se pueda decir. Entonces si, desde ese momento empezamos a cambiar, fue como natural, ¿eh?. Fue con la entrada de Rafa Ugo en la batería y con la madurez de los integrantes en lo musical y en lo personal también.

Recis!: ¿Podríamos decir que La Sed. es el disco más logrado? ¿Qué significó y significa para su historia?

Christian: De La Sed. podemos decir que es el disco que hicimos con más tranquilidad, que nos tomamos todo el tiempo que queríamos para componer, para arreglar, para llevar al ensayo y terminar de armar los temas… Y luego para grabarlo, lo grabamos en el lugar que queríamos, como queríamos y tiene el mejor sonido de todos los discos que hemos hecho hasta ahora. Lo de tomarnos el tiempo que merece cada canción creo que se ve reflejado en el disco. En Uruguay fue muy premiado, fue disco de oro rápidamente, la gente lo tomó muy bien, todas las presentaciones que hicimos se agotaron y estuvieron con el público apoyando mucho. Aparte de que a nosotros nos guste mucho el disco, que la gente lo tome bien habla que de alguna manera logramos hacer un buen disco.

Recis!: ¿Hay canciones con las que ya no se sienten identificados por alguna razón en especial?

Christian: Bueno, sí, eso pasa. Hay canciones que uno hizo hace 20 años hoy ya no te identifican tanto. No sé si te sabría decir cuáles son, pero lo que si pasa es que, más allá de sentirte identificado o no, uno tocó tantas veces la canción que… (piensa) si fuera por nosotros ya no tocaríamos más un montón de temas que el público pide, pide y pide siempre. Pero eso le pasa a todo el mundo que hace mucho tiempo que toca, me imagino. Temas que tocás hace 10, 15 o 20 años, los tocás como de memoria, digamos. Nosotros lo que hacemos, para tratar de que eso nos pase lo menos posible, es siempre tratar de buscarle la vuelta a las canciones viejas e ir re versionándolas en vivo. Quizás uno va a ver a la banda dos días seguidos, y los mismos temas por ahí suenen totalmente diferente. Esa es la improvisación que nos gusta hacer en el escenario con La Triple Nelson. Hay canciones que ya no nos identifican, pero por lo general son las que el público no toma tan fuerte y no las pide tanto. Entonces por suerte hemos podido dejar de tocarlas, y además por suerte también tenemos material nuevo para renovar.

Recis!: Han tocado en todos los formatos posibles, desde el trio o siendo cuatro, en formato electroacústico o con la Filarmónica de Montevideo, ¿cómo deciden armar las diferentes presentaciones? ¿Cómo fue el contacto con la Filarmónica y cómo fueron esos shows para la banda en 2011?

Christian: Afortunadamente no somos una banda que se ha quedado con solo un formato para hacer los shows. Hemos hecho shows de todo tipo y color: eléctricos, acústicos, electroacústicos… shows 100% acústicos, es decir cajón peruano, guitarra española y bajo acústico, cantando a capella… hemos hecho un montón de cosas. En 2011, o capaz un poco antes, fuimos a hablar con la Filarmónica, a plantearles que queríamos hacer un show con ellos. Después de muchas idas y vueltas y de buscar la manera de poder lograrlo, pudimos hacer creo que siete shows con la Filarmónica, donde grabamos un DVD que se llama Cientro Tres, una Gala de Rock. Ese DVD fue muy premiado en Uruguay, fue DVD de platino. Y bueno, fue una experiencia maravillosa, creo que junto a dos o tres toques que tuvimos en estos veinte años, ese momento fue uno de los más increíbles que tuvimos sobre el escenario. Pasamos de ser tres a ser ciento tres sobre el escenario, con todo lo que eso significa: la responsabilidad y el trabajo que hubo que hacer.

Un amigo nuestro, Pablo Rey, fue quien hizo los arreglos de la mayoría de los temas. Yanella Bia, que era la directora de la Filarmónica en ese momento, hizo los arreglos de tres temas también. Lo llevamos adelante de la mejor manera que pudimos: la Filarmónica nunca había tocado con una banda de rock, y al principio estuvo un poco difícil convencerlos. Pero luego de que los convencimos y después del primer show, que fue en el Teatro de Verano para 5000 personas, todo fluyó e hicimos unos cuantos shows más, incluyendo dos o tres Teatro Solís con ellos. Fue algo que nos marcó para siempre como banda, con el público y como proyecto, porque pudimos grabar ese DVD, que quedará ahí para la eternidad, para quien lo quiera escuchar.

Recis!: En una entrevista que le realizamos a Ernesto Tabárez, de Eté & los Problems, nos decía que allá no había llegado el efecto Cromañón, que al contrario de lo que estaba pasando acá, esos años (2004, 2005, 2006) fueron buenos años para el rock uruguayo por la aparición de festivales masivos, ¿cómo vivieron esos años?, ¿qué significaron estos festivales para ustedes?

Christian: Desde el 2003, que fue la primera edición del Pilsen Rock en Uruguay, hubo un cambio total. Estábamos empezando una crisis de las más duras que tuvo el Uruguay e increíblemente estábamos empezando al mismo tiempo una de las épocas más gloriosas que tuvo el rock en nuestro país. Porque empezó ese festival, que en el primer año tocó La Renga también, pero al siguiente año ya fue de bandas uruguayas. En 2005 nosotros tuvimos la suerte de participar por primera vez, y fue otro de esos dos o tres momentos que te decía aparte del de la Filarmónica… ese Pilsen Rock 2005 fue un antes y después para la banda. Porque nos vieron muchos, pero muchos muchos miles de personas… uno puede buscar en internet La Triple Nelson en el Pilsen Rock y ahí va a ver la cantidad de gente que había. Fue de estar tocando para no tanta gente a que de un día para el otro te vean cincuenta mil personas… o más, ochenta mil me parece que hubo ese año. Era un disparate increíble de gente, que de la noche a la mañana se enteró que había una banda que se llamaba La Triple Nelson, que hacía canciones, que ya tenía discos… y ahí empezaron a averiguar y a meterse en este mundo de La Triple Nelson. Fue un antes y después para nosotros y la mayoría de las bandas que participaron de ese festival y de tantos otros que surgieron en ese momento. Y no, acá no tuvimos el efecto Cromañón, la realidad es que fue al revés. Más allá de estar tan cerca, acá los festivales estos masivos hicieron que el rock se pusiera en esos años como de moda, que todo el mundo lo escuche y vaya a ver. Por un lado estuvo bueno, pero como toda moda, en algún momento se termina y las bandas que estamos hoy somos las que aguantamos que el rock no sea una moda.

Recis!: Desde lo musical y tal vez desde la carrera que pudieron compartir en todos esos años, ¿con qué bandas de Uruguay y Argentina se sientan hermanadas?

Christian: Mirá, en Uruguay pasa algo que me imagino que en Argentina no puede pasar por un tema de tamaño y densidad de población: es muy chiquito. Este país es chico, somos pocos, entonces nos conocemos todos (risas). Tenemos un montón bandas que a lo largo de los años fuimos conociendo y con las que compartimos escenario… bandas que hoy no existen más, como Vinilo o Hereford, bandas que siguen existiendo como los Once Tiros. Te podría nombras un montón de bandas porque acá nos cruzamos en todos los festivales con todos y por suerte nos llevamos muy bien. Tratamos de que siempre haya una amistad con los colegas, porque estamos todos en el mismo barco de hacer música y sacar adelante nuestros proyectos. Así que en realidad somos un montón las bandas que nos sentimos en la misma sintonía. Y de Argentina, últimamente con los amigos de De La Gran Piñata nos hemos hecho muy amigos. También tenemos al amigo Ciro Di Paolo de la banda Décima, que también somos amigos desde hace muchos años. Pero también pudimos tocar con Divididos varias veces acá en Uruguay, con Ciro de Los Piojos también… hemos compartido con Los Piojos y se vino Ciro a la presentación de nuestro segundo disco en Uruguay. Hemos compartido escenario con Skay Beilinson… con Serigo Dawi, con quien hemos tocado varias veces y va a estar participando este sábado en La Trastienda como invitado. Y bueno, en realidad tenemos en Argentina también un montón de bandas con las que nos sentimos muy bien y tenemos mucha afinidad.

Recis!: ¿Por qué decidieron organizar los “Montevideo Nelson Fest” en 2011 y 2012? ¿Qué sucedió para que terminaran organizando sus propios festivales?

Christian: Así como en esos años había una efervescencia del rock y había muchos lugares para tocar, muchos festivales y estaba muy de moda todo lo que fuera rock, como toda moda, duró poco. Cuando pasó esa moda, esa efervescencia, tuvimos que empezar a buscar lugares para tocar, se empezó a complicar… no era tan fácil salir adelante. Para algunos festivales que se seguían haciendo no nos llamaban, así que decidimos hacer el nuestro y ponerle Montevideo Nelson Fest. Arrancó en el Teatro de verano la primera edición y decidimos invitar bandas con las que nos llevábamos muy bien, una banda de Argentina, una de Brasil, una de Chile y nosotros. Lo hicimos una vez y estuvo buenísimo, lo hicimos una segunda vez y estuvo increíble… lo hicimos en otro lugar, gratuito, para un montonazo de gente y trajimos también otras bandas de Argentina, Brasil y Chile. Logramos hacer también la tercera edición hace unos años, que estuvo buenísima también. Trajimos no solo bandas de Argentina, Brasil y Chile, sino también a artistas para colaborar dentro de nuestro show, como Juanse y otros artistas uruguayos que fueron de invitados. Básicamente salimos a organizar festivales propios para no quedarnos llorando, esperando que nos llamaran para tocar en los festivales que ya se estaban haciendo.

Recis!: ¿Cómo será lo que resta del 2018 para la banda?

Christian: Estamos a nada de viajar a Argentina a presentar el disco, que es algo muy importante para nosotros, porque va a ser un show donde somos la banda convocante. O sea, no vamos a abrir el show de nadie. Y bueno, por suerte se han vendido un montón de entradas, estamos contentos. Sabemos que el público nos estaba esperando y nosotros estamos con mucha energía para esos dos shows en La Trastienda y en La Plata. Y después empiezan los festivales, en Uruguay de unos años a esta parte, el segundo semestre es el semestre de los festivales y bueno, hay años que te toca, otro que no. Este nos toca estar en varios de los más grandes que hay acá y por eso se nos viene una mitad de año muy movida, por suerte. Creo que no paramos hasta diciembre, así como de corrido.

Recis!: A la hora de los recitales juegan mucho con las improvisaciones y los covers re versionados, ¿cómo eligen qué covers hacer, hay una lista que siempre quieren tocar o van apareciendo? ¿Cómo piensan los shows en vivo?

Christian: Nosotros somos una banda que arrancó haciendo covers. Bah, más que covers, arrancamos haciendo versiones de los temas: como no sabíamos tocarlos bien, los sacábamos más o menos y hacíamos nuestra versión. Nos amparábamos en eso, que estábamos haciendo nuestra versión del tema (risas), y no el cover idéntico como se suele hacer. Entonces se nos fue haciendo natural eso de versionar temas. Muchas veces en vivo… no nos ponemos mucho de acuerdo sino que uno dice “a ver ¿qué querés tocar?” y cuando viene esa parte libre, Paco me dice “Spinetta” o me dice Divididos, Pink Floyd o Led Zeppelin, Hendrix o lo que sea que me diga. Ahí me acuerdo algún tema de esos y arranco a tocar y los demás van siguiendo perfectamente esa locura porque, bueno, a lo largo de los años uno aprende a seguir a sus compañeros y a lograr que lo sigan a uno. Así que está buena esa parte, y no es que la pensamos mucho para cada recital.

Igual no la hacemos siempre, por lo general en los recitales más libres, en los que no hay que presentar un disco o hacer algo muy específico, ahí sí está libre para esa parte de improvisación. Y los shows en vivo los pensamos según, depende si somos la banda convocante o si vamos a tocar a un festival… según para que sea es como pensamos un show. Siempre los pensamos desde el lado de brindarnos a pleno a la música y al público que esté presente… sea uno o cien mil.

Recis!: ¿Cómo serán los shows en La Trastienda y en La Plata?

Christian: Pensamos en una lista de unas dos horas donde la gente va a poder escuchar temas de nuestro último disco de estudio, La Sed, pero también va a tener un repaso de nuestra discografía. Va a tener un set semi acústico… vamos a hacer lo que hemos hecho acá en Uruguay hace un tiempo. Lo bueno es que vamos a viajar con nuestra equipación, que hemos comprando a lo largo de los años, y confiamos absolutamente en ese sonido que nosotros tenemos como banda en vivo. Muchas veces al ir a Argentina y tener que alquilar un backline o salir a pedir prestado a amigos equipos y cosas que se necesitan, uno no logra esa sonoridad que si logramos acá en Uruguay. Ahora que vamos a ir con todo lo nuestro, la gente va a poder escuchar a la banda de la misma forma que la escuchan acá los uruguayos hace muchos años. Así que en ese sentido va a ser un show que se va a ver bien y que va a sonar bien y que va a depender solamente de que estemos inspirados y que la gente esté inspirada, para que sean dos noches de esas que no se olvidan fácil.

Fotos: Martín Pereira y Mathías Arizaga (respectivamente).

La Triple Nelson presenta su disco La Sed el próximo sábado 25 de agosto en La Trastienda. La cita es a las 20 hs y toda la data la pueden encontrar en el evento de Facebook del show. Al día siguiente hacen lo propio en el Centro Cultural Los Lobos de la Plata, y la información está en su evento de Facebook del show también.