INCUBUS vuelve al pais el 28 de septiembre en el Direct TV Arena. - SILVERSTEIN volverá a Buenos Aires el 31 de Mayo en Uniclub, junto a THE WORLD ALIVE y FOR THE FALLEN DREAM - El jueves 20 de julio se viene el debut de los britanicos BASEMENT, en Gier. - FACE TO FACE e IGNITE encabezarán el WE ARE ONE TOUR 2017 que llegará a Uniclub el 10 de Octubre. - CHARLIE 3 vuelve con su nuevo disco Vendrás, el que presentarán el 28 de mayo en The Roxy Live. contacto
LIBRO “BOSSANOVA Y NUEVOTANGO”
Por: Matías Recis - matias@recis.com.ar
La bossa nova y el nuevo tango reflejaron los cambios sociales y culturales de una fracción de jóvenes de Brasil y Argentina, del mismo modo que lo expresara posteriormente el rock (a partir de la década del sesenta). Este libro, pretende arrojar luz sobre esta renovación en la música popular de ambos países.
Corregidor editó el libro “Bossanova y Nuevotango”

Total interferencia


A lo largo del siglo pasado, el desarrollo artístico en Brasil y Argentina fue tan acentuado que, desde la década del cincuenta, ambos países se posicionaron como columna vertebral de la vanguardia latinoamericana. A partir de este periodo, se arraigaron y ramificaron los lenguajes más significativos de la música popular urbana de cada región.

Por estos caminos, intenta transportar Enrique Strega su primer libro “Bossanova y Nuevotango: una historia de Vinicius a Astor” (editado por Corregidor).

Este ensayo está cimentado sobre artículos periodísticos, libros y principalmente anécdotas y entrevistas que Strega recabó de los actores secundarios de esta historia (músicos o personas cercanas a los protagonistas).

En el primer capitulo, traza -con imprecisiones- un marco socio-político sobre el siglo XIX y XX en Argentina y Brasil, para luego centrarse en lo que considera las principales figuras de estas expresiones musicales: Vinicius de Moraes y Astor Piazzolla.

Tanto la bossa nova como el nuevo tango, conformaron una ruptura frente a la música establecida: la samba en Brasil y el tango en Argentina.

Sus sonidos representaron el pulso de cada ciudad: mientras que la samba se identificó con la comunidad negra del barrio Lapa, de Río de Janeiro, la bossa nova se vinculó con la parte sur (Ipanema y Copacabana). Sus letras de amor, playa y naturaleza, captaron a la clase media blanca de esos sectores urbanos. Su público estaba conformado principalmente por jóvenes universitarios, al igual que los seguidores de Astor.

Con un paisaje radicalmente opuesto, el nuevo tango, expresaba las sensaciones propias de una ciudad moderna: “dinamismo, soledad, violencia, melancolía, anonimato e introspección”.
Aquí, Strega compone un eje sólido al afirmar que la bossa nova fue producto de un movimiento colectivo; mientras que el nuevo tango fue una manifestación solitaria de Piazzolla.

Entre las anécdotas que incluye, toman relevancia descriptiva aquellas que hacen referencia a las míticas presentaciones de Vinicius en La Fusa y Piazzolla en 676; las tertulias nocturnas junto a Les Luthiers y Borges; la mutua admiración de Astor por Antonio Carlos Jobim, João Gilberto, Baden Powell, Hermeto Pascoal, Gismonti y Geraldo Carneiro (con quien escribió una gran cantidad de canciones); y las bambalinas sobre las composiciones de Piazzolla para películas argentinas y brasileras.

En paralelo, Strega se detiene sobre la resistencia a las revoluciones, y relaciona las innovaciones de Piazzolla con las propuestas de quiebre de autores contemporáneos, como Waldo de los Rios, Cuchi Leguizamón, Eduardo Rovira y Los Huanca –Hua, aunque considera que la ruptura del marplatense fue la más profunda.

Al mismo tiempo, el escritor afirma que “siempre fue y sigue siendo una virtud de los músicos brasileños, la integración sin mezquindades”, haciendo un paralelo con los compositores argentinos.

En el quinto capitulo, analiza el acercamiento de la bossa nova y el nuevo tango al jazz. Nuevamente, afloran desconciertos históricos. Strega sostiene: “como apuntaron los críticos, el encuentro de Astor con Mulligan fue el primer contacto real del mundo del tango con el jazz.”. Sin citar la fuente (ni a los críticos), el autor se refiere al álbum “Reunión cumbre” (1974), aunque olvida mencionar la conexión en Buenos Aires de Osvaldo Fresedo y Dizzy Gillespie, en 1956.

En el sexto y último capitulo, expone la relación de las principales figuras de ambos géneros con la política. En este aspecto, Vinicius de Moraes y los integrantes del movimiento tropicalísimo fueron perseguidos por sus ideas de izquierda. Sin embargo, quizás el caso más representativo fue el de Francisco Tenorio, pianista de Vinicius desaparecido en la esquina de Corrientes y Rodríguez Peña, el 18 de marzo de 1976 (Strega sostiene esta fecha, pero luego se contradice casi en el mismo párrafo, afirmando que fue el 24 de marzo de 1976). En cuanto al músico, años más tarde se supo que fue Astiz quien lo fusiló en la ESMA.

En referencia al nuevo tango, Strega afirma: “Astor Piazzolla podría ser un ejemplo de la conducta política de la clase media argentina a la que pertenecía por sus ambigüedades y contradicción (…) Juzgar la obra de un músico como Piazzolla, por su comportamiento político, se convierte en un acto de injusticia e intolerancia, que el talento y el aporte que él realizó a la música no se merece bajo ningún aspecto (…) Las sociedades y el arte deben rendirle el homenaje al que son acreedores por su talento artístico y no por sus manifestaciones políticas”.

De este modo, el autor justifica el acercamiento de Piazzolla a Pinochet, Videla, Menem y la composición en homenaje al comando de Astiz en Malvinas, denominado “Los Lagartos”, entre otras acciones políticas del bandoneinista. Strega escinde la obra de un artista de su contexto, en instancias categóricas para la historia de nuestra región, al tiempo que hace una proyección generalizada sobre la clase media argentina.

Este primer libro de Enrique Strega, finaliza abruptamente con la muerte de Piazzolla, sin contemplar el legado y la actualidad de la bosanova y el nuevo tango (a los cuales simplifica notablemente a través de todo el libro abreviándolos como BN y NT).

Ergo, sus innumerables errores de información y sus permanentes contradicciones, exhiben la inexperiencia de una investigación irregular y despareja.