El domingo la leyenda thrash metal SLAYER se despide del público argentino en el Luna Park - THE OFFSPRING y BAD RELIGION desafían la Macrisis y hacen un show a duo en el LUNA PARK el viernes 25 de Octubre - El sábado 12 de octubre los inoxidables IRON MAIDEN volverán a Velez - El show de BLACK FLAG finalmente fue reprogramado para el sábado 7 de Marzo de 2020 - THE HELLACOPTERS llegará al Teatro Flores el viernes 13 de Marzo de 2020 contacto
MARTIN BUSCAGLIA
11/11/2004 - Club Maldito Salvador

Por: Kike Bianchi - elunicok@hotmail.com

Los orientales se acercan. Y no avisarán cuando estén sobre nosotros.
El jueves 11estaba yo sentado frente a mi ordenador cuando recibí una propuesta. Una blonda amistad de belleza inusual y español in entendible me invitaba a una reunión singular en el Club Maldito Salvador. Yo, bastante dudoso de adentrarme por los oscuros parajes de Palermo, acepté a regañadientes. Y así fue que luego de repartir pastas a los fantasmas de la calle Soler, me encontré camino a mi cita.
Al entrar al Maldito Salvador me encontré con mi rubia anfitriona, cuya belleza fue importada desde el lejano ex bloque soviético. Sip, rusa señores, y de esas bien lindas.
Luego de las presentaciones me abstraje un rato y decidí darle mi atención al inusual dúo que tocaba frente al público cenante. Como muchas veces pasa el espectáculo es olvidado por los comensales. Pero aquí eso no sucedió. Es que Martín Buscaglia, músico oriundo de la Republica Oriental del Uruguay estaba presente para entretener y llamar la atención de cualquier irrespetuoso que osara darle la espalda. Se presentaba con su proyecto solista pero acotado, a dúo, ya que en su formación completa es un quinteto. El resumen de su quinteto lo trajo a nuestras costas en compañía del trombonista martín Morón. La formación de guitarra y trombón es sobre todas las cosas intrigante. ¿Cómo llenar tantos espacios? Pues Martín y Martín lo logran a puro oficio. Su música es Uruguay y es una amigable mezcla entre las influencias de sus países vecinos sin obviar su paisaje diario. Sus temas van desde las milongas psicodélicas hasta las bossas. Momentos de sólo percusión muestran su versatilidad ante una situación que emula a un Stomp en chiquitito y con un humor y pericia increíbles. Todo a dúo. Ni siquiera se salva Miles Davis que es saludado por el señor Morón. Amables temas de orillas del Uruguay son los que presenta Martín. ¡Fusiones por demás interesantes que me generan una genuina intriga de cómo sonarán estos temas en forma de quinteto, acordeón y cello!!!
Terminado el agradable momento salude a Martín, a mi rusa amiga y me escabullí por las callezuelas atestadas de fashionarios y bohemios de Barrio Norte. Rumbo a Flores, barrio de prostitutas y poetas de poca monta. No hay lugar como el hogar.