El domingo la leyenda thrash metal SLAYER se despide del público argentino en el Luna Park - THE OFFSPRING y BAD RELIGION desafían la Macrisis y hacen un show a duo en el LUNA PARK el viernes 25 de Octubre - El sábado 12 de octubre los inoxidables IRON MAIDEN volverán a Velez - El show de BLACK FLAG finalmente fue reprogramado para el sábado 7 de Marzo de 2020 - THE HELLACOPTERS llegará al Teatro Flores el viernes 13 de Marzo de 2020 contacto
SHUDDER
29/04/2006 - La Castorera

Por: Fernando Stefanelli - fernando@recis.com.ar

Desafiando al frió y al sueño que me acosaba (si. soy un viejo…), me apersoné en la Castoreña a las 00 del sábado para ver el segundo show del año de los Shudder. Después de quedarme con las ganas de comprarme los dos discos de Interama (ya que no había nadie a quien comprárselos…), se abrieron las puertas del recinto y me ubiqué en una mesa del lado derecho.

El lugar está buenísimo realmente, no lo conocía y debo decir que es uno de los mejores y más cómodos del reducido número que quedó habilitado post-Cromañon. Armado con mesas y sillas, estas se fueron llenando paulatinamente, hasta que llegando a la 1, la banda salio a escena.

Luego de la furiosa intro al mejor estilo Foo Fighters, sonaron dos de sus mejores temas: Sin Vacilar y Acariciando un Mundo Enfermo, ambos de su único disco hasta el momento, Cartas Cerradas. Tal como fue promocionado, en este show debutaron mas temas nuevos, que formaran parte del disco que prometen para fines de este año: Dulces Sueños Panorámica, Mas y mas (o algo así), los que sumados a otros que ya venían haciendo (‘86, Corazón Púrpura, Una Vuelta Más, etc.), ya les están dando un número intersante como para ir entrando al estudio. A primera oída, los nuevos siguen en la misma línea power pop de los anteriores, salvo que Damián parece estar probando un par de cosas distintas en las voces, aunque esto son solo impresiones iniciales.

Con respecto al show en si, fue una hora de Shudder solamente, sin ningún invitado ni covers, viéndoselos muy distendidos y afianzados en escena (mucho chiste interno, charlas con amigos que estaban en el público, etc.), y también esta vez sin problemas técnicos (baterías que se desarman, acoples, etc.). Otra buena actuación de esta banda, en un año que parece pintar más movido que los anteriores.