El domingo la leyenda thrash metal SLAYER se despide del público argentino en el Luna Park - THE OFFSPRING y BAD RELIGION desafían la Macrisis y hacen un show a duo en el LUNA PARK el viernes 25 de Octubre - El sábado 12 de octubre los inoxidables IRON MAIDEN volverán a Velez - El show de BLACK FLAG finalmente fue reprogramado para el sábado 7 de Marzo de 2020 - THE HELLACOPTERS llegará al Teatro Flores el viernes 13 de Marzo de 2020 contacto
SANCAMALEON - LA CHANFLE
02/05/2008 - Niceto

Por: Norman Flores - norman@recis.com.ar

Niceto se transformó en un sambódromo y una banda de rock en la banda electrónica más linda.

Casi una hora después que las puertas se abrieran el local porteño nos recibía con una banda sobre el escenario: LA CHANFLE. Realmente no sé si recién empezaban o sí ya habían tocado un par de temas; a primera vista y escuchada una selección bien hecha para acompañar la velada. Mezcla de ritmos y la típica voz reggera, con un sonido a veces un poco desprolijo impidiendo la escuchada de algunas letras. Una banda joven prometedora que entre idas y venidas a la barra hicieron que la espera se amenizara sin sobresaltos ni desesperaciones.

La frutilla de La Chanfle fue su tema final, “Bailar al mono” donde el cantante con un mono de peluche en su mano no dejaba de bailar al canto de miren bailar al mono.

¿Cuánto tiempo había pasado? Minutos, diez, quince tal vez, cuando el logo gigante naranja empezó a brillar en el escenario. Una base electrónica sonando a lo Niceto y Federico Cabral con su capucha, como buen raver. Éxtasis explosivo junto a “La Patada” para dar comienzo a la verdadera fiesta de la noche.

Un show dividido en dos partes, aunque podría decirse que fueron tres; ya que luego de la primera vinieron dos temas acústicos, pero a no precipitarnos.

Once temas iniciales, mezclados de los dos discos ( Cancionero para niños sin fe , 2004, y Polenta, 20007): “En el aire” y “El norte”. Con “Corso narcotizado” se formó el segundo gran estallido y la seguidilla de temas del último disco: “Una flor”, “Esa melodía” y “Contra todos los molinos”. Ahora le tocaba a los temas que formaron parte del primer disco, con dos de los más lindos de la banda “Mi chica peruana” y “Si te vas”; momento cursi, pero de esa cursilería incolora que no molesta ni empacha.

“Un día de estos” anunciaba al gran baile de personitas sancamaleónicas con: “Sambrodromo”. El más bailado, el que más sonrisas genera y generó.
Las cortinas comenzaron a cerrarse, avisándonos que ya volvían mientras nuestras sombras seguían zambeado.

Al ratito volvieron a abrirse para que Federico en la criolla junto a Román Montanaro en la percusión se despacharan con versiones acústicas de “Canción mutante” y “Volvió”. En el segundo tema ambos cantan para terminar con una hermosa zapada percusional , recibiendo una de las grandes ovaciones de la noche.

Las cortinas otra vez cerradas, para volver a abrirse enseñándonos el sonido más potente del día: dos baterías (Nicolas Moauro en su lugar habitual junto a Román) en “Adiós” y esos segunditos iniciales que ya te hacían alejar del suelo. Agradable sorpresa la de escuchar ambas baterías sincronizadas, agradable sorpresa la de presenciar otra clase magistral de percusión.

Ya la última parte se nos venía encima y Federico con una mascara de cerdo cantando “Carne”. “La venganza de La Pachamama” prendió aún más a un público que no dejaba de brillar; el último de Cancionero fue “Arriba!” invitándonos a saltar y a seguir extasiando nuestras sonrisas. Los dos temas finales llegaron con “No te detengas” y “Baila mi vida” con uno de esos finales más increíbles que se podía tener, sin dejar de bailar, de sonreír y de ser feliz.

Sin lugar para fríos corazones Sancamaleón es LA banda para ir a sacarse toda la mufa que uno puede acumular, es LA banda para dejarse de joder y bailar ; para disfrutar una noche sumamente preciosa, que permanecerá latente por los próximos días haciendo que la cintura no se deje de mover; hasta durmiendo y en sueños Sancamaleón hace bien.