El domingo la leyenda thrash metal SLAYER se despide del público argentino en el Luna Park - THE OFFSPRING y BAD RELIGION desafían la Macrisis y hacen un show a duo en el LUNA PARK el viernes 25 de Octubre - El sábado 12 de octubre los inoxidables IRON MAIDEN volverán a Velez - El show de BLACK FLAG finalmente fue reprogramado para el sábado 7 de Marzo de 2020 - THE HELLACOPTERS llegará al Teatro Flores el viernes 13 de Marzo de 2020 contacto
JESUS MARTIR - DRAGONAUTA - HUMO DEL CAIRO
14/03/2009 - Niceto Club

Por: Cristian Villalba - cristian@recis.com.ar

Sábado de oscuro cielo, que se empeñaba en no dejar salir al astro rey. La brújula marcaba un norte ennegrecido y siniestro, con destino final Niceto, en el ocaso de Palermo. Hacia allí enfilaron las velas de nuestra embarcación y al arribar, la calma.

Pocos eran los marinos presentes en aquel puerto del metal. Ellos invitados al más negro de los carnavales esperaban la llegada de los animadores de la fiesta.

Pasadas las 21 melodías de clásicos de la distorsión daban la bienvenida a los asistentes. Pantera, Slayer, Metallica, Black Sabbath, entre otros sonaban desde los discos de Dj Ch, alias de Sergio Chotsuarian, mientras tras bambalinas se iban ultimando detalles. Breve intro y el trío del oeste, conocido como HUMO DEL CAIRO, alguna vez teloneros de Haldford y los suyos, desataban su Psicodelia Pesada Narcótica y Orgánica, basadas en demoledoras bases, riff agresivos y una marea de cuelgues con olor a setentas. Un set contundente aunque algo corto el de Humo del Cairo, fugazmente opacado por algunos acoples y desperfectos en la voz.

Minutos más tarde y DRAGONAUTA salía a volar cabezas. Con un nuevo recambio en la formación, ya sin El Viejo en el bajo, ahora el quinteto devino en cuarteto siendo El Topo el encargado de las 4 cuerdas, usando el micrófono a lo Lemmy. Gordo, gordísimo el sonido de estos muchachos. Con el Topo más afianzado en la voz, la banda suena ajustadísima y derrocha siniestra maldad por todos lados. Presentaron algunos temas nuevos y de los no tanto dejando satisfechos a esas negras almas que se pararon frente al escenario e inconmovibles siguieron el macabro ritual, que si bien fue corto no dejo dudas de la calidad de la banda.

Llegaba el tiempo del acto final, JESUS MARTYR. Uno de los exponentes más representativos del metal extremo nacional se disponía sobre el escenario. Totalmente alejados del estilo de sus predecesores, esto pareció jugarles en contra ya que unos cuantos fueron los que optaron por partir en busca de nuevos rumbos o simplemente hidratar sus cuerpos en la barra. La banda de más de 10 años de trayectoria y con cierto reconocimiento en el exterior, producto de los frutos cosechados por su primer disco Sudamerican Porno descargo todo su arsenal de velocidad desgarradora, sonando potentes y furiosos, pero no por eso mal. Tal vez haya faltado algo más de respuesta por parte del público, mayor predica o quien sabe que cosa, lo cierto es que si bien dieron un show correcto y demoledor quedo la sensación de que falto algo.

Y con el nacimiento del nuevo día era momento de abandonar el recinto después de tanta potencia descargada.


Fotos: Cristian Villalba,



Mail del fotografo: cristian@recis.com.ar