El domingo la leyenda thrash metal SLAYER se despide del público argentino en el Luna Park - THE OFFSPRING y BAD RELIGION desafían la Macrisis y hacen un show a duo en el LUNA PARK el viernes 25 de Octubre - El sábado 12 de octubre los inoxidables IRON MAIDEN volverán a Velez - El show de BLACK FLAG finalmente fue reprogramado para el sábado 7 de Marzo de 2020 - THE HELLACOPTERS llegará al Teatro Flores el viernes 13 de Marzo de 2020 contacto
PEÑA ELÉCTRICA
26/06/2009 - Niceto Club

Por: Gonzalo Nogueira - gonzalo@recis.com.ar

El clima no era el de un recital clásico, sino algo más parecido al de una fiesta. La gente iba llegando de a poco, se ubicaba a los costados y, mientras esperaba el comienzo de la primera banda, alguno bailoteaba una chacarera. El flyer de la fecha anunciaba a muchos artistas y era prácticamente imposible adivinar quién rompería el hielo.

Cerca de las 21:40, aparecieron los chicos de SEMILLA en el escenario. La banda integrada por Bárbara Palacios (guitarra y voz), Kaby Rocca (guitarra y bajo), Leandro Bulacio (piano, hammond y coros) y Camilo Carabajal (bombo y batería), comenzó su show con mucha fuerza, dejando en claro el por qué del nombre de este festival. Chacareras, zambas y otros ritmos autóctonos con tintes rockeros pusieron a bailar a los presentes que enseguida armaron parejas. "Gracias por venir. Este es el espacio para que toquemos los que no podemos hacerlo en otros lugares". El agradecimiento de la vocalista de flequillo también preparaba al público para las fusiones de ritmos y estilos que vería después.

El set de Semilla terminó sin bises y dejando a músicos y espectadores con ganas de más, pero en los festivales el tiempo también es tirano y había que darle el pase a la siguiente banda. DEMI CARABAJAL, uno de los exponentes más jóvenes de la legendaria familia del folclore argentino, apareció en el escenario con campera de cuero, gorrito de lana andino y anteojos negros. Musicalmente cercano a Semilla, interpretó temas de ritmos tradicionales con instrumentos eléctricos. Su set fue un poco más extenso que el de sus colegas.

La tercera banda fue un shock visual y musical que marcó un quiebre en la noche. Los YICOS, del oeste, irrumpieron en escena con sus ponchos fluorescentes, accesorios y proyecciones coloridas, dos bailarinas intencionalmente robóticas y canciones pegadizas que agitaron Niceto. La propuesta integral de esta banda fue la antesala perfecta para darle paso a los encargados de cerrar el Lado A de esta peña eléctrica.

A las 23:30, los IMPERIO DIABLO estaban detrás del telón. Los que apuraron la copa de vino para poder bailar tranquilos hicieron bien, ya que a los pocos minutos se despejó el escenario y comenzó a sonar la fusión de ritmos andinos con reggae, bases electrónicas y hip hop que la banda llama beat-villa. Con una intro, los músicos ajustaron algunas cuestiones de sonido y luego explotaron el acordeón y el charango con "Fiesta en el interior".

Cada grito de Cecilia (voz, charango y ronroco) cala profundo y pone los ojos vidriosos. La energía que transmiten estos músicos deja las emociones a flor de piel, y ésa es la puerta para meterse en los paisajes que dibujan las letras. Entre tema y tema se escuchaban algunas palabras de Luciano (voz, acordeón, teclados y programación), quien le pidió al público que hiciera lugar adelante y le dé la bienvenida al ballet Amerindia. "Palantatay" y la colorida fiesta tradicional haciendo flamear la bandera de los pueblos originarios en la noche de Niceto.

Por cuestiones de tiempo la lista se vio levemente reducida, y luego de "La vida misma" y "Niña cereza" (sanjuanito ecuatoriano) entre otros, llegó el turno de "Diablada". El diablo se hizo presente sobre las tablas para sacudir su colorada cabellera y bambolearse al grito del público y al ritmo de la banda. Parecía que se terminaba el show con el ballet Amerindia bailando entre la gente pero aun faltaba una sorpresa más: todos los músicos con instrumentos bajaron del escenario y cerraron la fiesta amuchados entre los espectadores.

Hubo fiesta en el interior de Niceto.

Fotos: Gonzalo Nogueira



Mail del fotografo: gonzalo@recis.com.ar